Perreza

Sé que no cumplo los compromisos adquiridos con los políticos en la entrada anterior. Pero bueno, lo mismo hacen ellos con nosotros.

La verdad es que, como dicen, no tengo el coño pa' ruidos y el proyecto que había pensado me viene ahora mismo muy grande. Y además para cuando quiera hacerlo ya se nos echa encima la jornada de reflexión y estaría muy feo infringir la ley electoral, digo yo.

Sí, es una sarta de excusas. Pero es que nada me apetece ahora. Otra cosa para la enorme lista de cosas que dije que haría y nunca hice. Un poco como este blog, que últimamente parece que se va muriendo poco a poco. Pero bueno, el blog seguirá aquí mientras siga yo. Y cuando esté más pizpireto recuperaré un ritmo de publicación medianamente digno.

De hecho, tengo algo bastante divertido que contar. Divertido y un pelín patético a la par que escatológico. Cosas del consumo de alcohol descontrolado.

Ah, y también he cambiado la plantilla. Me he ido a lo más básico de Blogger, en consonancia con mi actual perrez.



"Y si se me concediera un deseo esta noche
pediría que el sol no saliese más"


Audio-video: The Cardigans - 03.45 No Sleep (el título en el video es incorrecto)

7 comentarios:

Pandora dijo...

Te veo apagadillo, no? Dile a la perrez que se vaya rápido que no la queremos y cuéntanos tu experiencia divertidoescatológica

Evinchi dijo...

Ah, la perreza...será la astenia primaveral??

Se nota, ya se nota, sí.


Un besito.

susana dijo...

ummm en mi tierra se dice que "no tengo el xoxo pa faralillos" jeje, te entiendo perfectamente, hay moments así, pero mejor respirar y animarse un poquillo...besitos kuxtiluzzzz

Arcángel Mirón dijo...

Uy, estás triste. O apático. O apagado. Son rachas de mierda, Kutxi. Yo también ando más o menos así.

Te abrazo. Me quiero ir a tomar unas cervezas con vos, pero no puedo.

kutxi dijo...

Apagadillo, asténico, desanimado y todo eso, sip.

Bueno, ya se pasará.

Besos a todas. ;-)

Myriam dijo...

Tamos todos apañaos...

Bloggesa dijo...

Pues estaba esperando a ver qué decían los políticos por aquí, por si me convencían de que son menos falsos de lo que pienso. Bueno, pues que se chinchen.

Un beso.